Servidores públicos se adueñan de canastas para los más necesitados

Servidores públicos se adueñan de canastas destinadas a los más necesitados

La Contraloría General de la República, a través de su máxima autoridad, dio a conocer detalles de la investigación que se viene realizando a diversos funcionarios y servidores públicos que se han beneficiado con canastas de víveres destinadas para los más necesitados.

Nelson Shack, quien participaba en la sesión virtual de la Comisión de Fiscalización y Contraloría del Congreso, indicó que se ha encontrado que más de 1,100 funcionarios y servidores públicos se favorecieron con los productos que iban a ser de ayuda a muchas familias vulnerables, para poder así afrontar la escasez de alimentos en sus hogares debido a la emergencia sanitaria a causa del nuevo coronavirus Covid-19.

Estas irregularidades de los servidores públicos con respecto al reparto de canastas fueron verificadas por medio de la plataforma “Transparencia en el marco de la Emergencia Sanitaria Covid-19”.

A través de esta aplicación se puede hacer el seguimiento correspondiente acerca de cómo se vienen adquiriendo y distribuyendo las canastas, además permite el registro de más de un millón de beneficiados.

Asimismo informó que, a la fecha, el máximo ente del Sistema Nacional de Control (SNC) ha emitido aproximadamente 800 informes que corresponden a las operaciones de supervisión realizadas a los procesos de entrega de las canastas, teniendo un total de visitas a 946 municipalidades en todo el país.

De acuerdo a la investigación, algunos de los investigados tienen un sueldo mayor a los S/ 8000 soles. Pese a seguir recibiendo su sueldo con normalidad, se habrían apropiado de las canastas armadas con víveres destinadas a los más necesitados, una ayuda para los peruanos que no cuentan con un sueldo promedio y que no tienen ningún ingreso económico en su hogar.

Es por esto que, el Contralor presentó el Plan de Control Integral a la Emergencia Sanitaria Covid-19, así como las acciones que se vienen realizando. En ese sentido, alertó que “la Contraloría ya no tiene capacidad sancionadora alguna, por tanto, todos estos casos de inconducta funcional y corrupción que se están encontrando van a tener que ser canalizados por otras instancias”.




Noticias relacionadas