Era un hombre saludable y atlético, pero su aspecto físico cambio por completo tras superar al Covid-19

Era un hombre saludable y atlético, pero su aspecto físico cambio por completo tras superar al Covid-19

La historia de este hombre de 40 años que lucha por recobrar sus capacidades físicas ha sorprendido a miles de personas.

Para nadie es un secreto los peligros del letal Covid-19 y como este puede deteriorar la salud de las personas que lo contraen. El caso de Ahmad Ayyad, un saludable atleta que residen en la ciudad de Washington D.C., en un claro ejemplo de los daños que puede causar este mal.

A raíz de una desmejora en su estado de salud debido al Covid-19, los médicos del hospital Johns Hopkins (Baltimore, EE.UU.) tuvieron que inducirlo al coma para conectarlo a un ventilador mecánico. Este tratamiento duró más de 25 días, tiempo en el cual este hombre de 40 años que llevaba una vida saludable terminó por perder 27 kilos de su peso corporal, además de sufrir daños en sus pulmones y corazón.

“Es un individuo muy atlético y es joven, así que lo primero que pensé fue: ‘Vaya, si esto le puede pasar a él y está tan enfermo, puede pasarle a cualquiera’. Esto realmente me abrió los ojos”, dijo la doctora Natalie West, que atendió a este paciente, en una entrevista para un medio internacional.

Luego de despertar del coma, Ahmad Ayyad tuvo que comenzar una nueva batalla para recuperar el estado físico que tenía y no solo en lo estético, ya que sus capacidades motoras también se vieron afectadas por el virus. “Estaba básicamente paralizado, no podía moverme. Todos mis músculos habían desaparecido”.

El hombre cuenta que tuvo que comenzar con una serie de tratamientos para recuperar su vida antes de contagiarse del Covid-19. “Terapia del habla, porque no podía hablar. Terapia social, ella tuvo que enseñarme cómo tragar. Y fisioterapia para despertar mi cuerpo. Para llevarme al borde de la cama. Tenía dificultad para respirar porque mis los pulmones estaban dañados, mi corazón estaba dañado”.

Actualmente, Ahmad Ayyad viene trabajando para recobrar su peso y sus capacidades físicas, pero los médicos consideran que esto podría tardarle unos ocho meses. “Lo conseguí y sobreviví, y todavía estoy aterrorizado. Me preocupa mucho ver a la gente tomar esto a la ligera”.




Noticias relacionadas