Policía ingresa al mar para salvar a niño que era acechado por tiburón

Policía ingresa al mar para salvar a niño que era acechado por tiburón

En las redes sociales se pueden encontrar todo tipo de historias, pero la que protagonizó un policía fuera de servicio en Florida, Estados Unidos, ha sorprendido a cientos de miles de personas en Internet. ¿Qué pasó? El valeroso hombre se metió al mar para sacar a un niño que floraba en la orilla sobre una tabla de bodyboard después de que un tiburón sea visto nadando hacia el menor.

El Departamento de Policía de Cocoa Beach dio a conocer en sus redes sociales que el agente Adrian Kosicki, quien paseaba por la playa junto a su esposa, no dudó en lanzarse al mar cuando se percató que un niño era acechado por un tiburón en aguas poco profundas.

En las imágenes que fueron registradas por un testigo en la zona y difundida en redes sociales por el Departamento de Policía de Cocoa Beach, se puede apreciar como la aleta dorsal del tiburón se acercaba al menor sigilosamente.

Adrian Kosicki fue en busca del menor para sacarlo a la orilla mientras el tiburón nadaba a escasos centímetros de donde se encontraban. “Ciertamente no somos biólogos marinos ni estamos educados y entrenados para diferenciar entre las distintas especies de tiburones, sus respectivos hábitos alimenticios o agresividad hacia los bañistas”, se puede leer en el mensaje que compartió el Departamento de Policía de Cocoa Beach en Facebook, donde también se resaltó la gran labor y valentía del agente que arriesgó su vida para salvar la de un niño.

OFFICER PULLS BOY FROM CLOSE ENCOUNTER WITH SHARKCocoa Beach Police Officer Adrian Kosicki was off-duty Thursday evening, July 16, walking on the beach with his wife near the pier when they noticed a shark approaching a small boy on a boogie board. Adrian made the decision to quickly enter the water and pull the boy from the surf as the shark began to get dangerously close, within only a couple of feet at its nearest distance. We’re certainly not marine biologists, educated and trained to differentiate between the various species of sharks, their respective feeding habits, and aggressiveness near swimmers. We just do what we do best—protect the public from harm.Thanks to Adrian, we’ll never know what that shark’s intentions were, and that little boy will forever have a pretty cool story to tell. Great job!💪🦈

Posted by Cocoa Beach Police & Fire on Friday, July 17, 2020




Noticias relacionadas